El acuerdo, que surgió gracias al intercambio entre el Programa Apex [Aprendizaje en Extensión] y la Unidad, tiene el objetivo de promover las relaciones entre ambas instituciones, así como desarrollar el conocimiento a través de actividades conjuntas y complementarias de investigación, enseñanza, asesoramiento y extensión, y mantener los lazos educativos, profesionales y científicos. Para ello se establece que en el futuro las partes elaborarán programas y proyectos de cooperación que darán origen a convenios específicos.

«Aportar conocimientos, capacidades e inquietudes»

En el evento, que se realizó en la sede de la UAM, el rector de la Udelar, Rodrigo Arim, el presidente y la secretaria de la UAM, Daniel Garín y Adriana Zumarán, suscribieron el convenio. Garín y el rector comentaron su alcance y la relevancia que tiene para las instituciones.

Arim reivindicó la necesidad de «tener acuerdos institucionales estables como este convenio marco, entre la Udelar, principal entidad que genera conocimiento en Uruguay en todas las áreas disciplinares, y una institución de otro ámbito de la República, tan innovadora como la UAM». Destacó la repercusión de la UAM en la actualidad en la distribución y en la producción de alimentos, «a lo que se suma que es un espacio de innovación institucional».

Celebró asimismo que esta iniciativa hubiera surgido de Apex, «un programa que la Universidad de la República diseñó hace varias décadas y que tiene como vocación, desde el oeste de Montevideo, de construir Universidad en contacto con las diversas problemáticas», expresó. «El Apex es el elemento neurálgico en este proceso de vínculo lo que implica que la Udelar además de apoyar a la UAM funcionalmente estará colaborando en el desarrollo local en esta área de Montevideo», apuntó.

El rector señaló que de aquí en adelante la Udelar tendrá que explorar todas las posibilidades de colaboración viables, vinculadas a las distintas áreas de conocimiento, que aporten a la UAM herramientas para mejorar la gestión, los procesos, la convivencia social y los mecanismos de cooperación. Resaltó que a diferencia de lo que sucede en otros ámbitos, en este convenio no queda ningún servicio de la Udelar excluido de participar, todas las áreas de conocimiento están implicadas. «Todos los servicios van a poder aportar en algún momento conocimientos, capacidades e inquietudes», afirmó.

«Fortalecer la formación, la capacitación y las innovaciones tecnológicas»

Garín por su parte recordó que el país demoró tres décadas en concretar una estructura como la UAM, «un proyecto muy ambicioso que lleva tres meses de recorrido», apuntó. Subrayó la innovación tecnológica que se introduce con la UAM, no solo en su funcionamiento sino también en el propio edificio, «lo que hace que no tenga igual en América Latina», expresó. Acerca de los numerosos eventos que se dan en sus instalaciones, destacó que en estos meses de funcionamiento quienes allí operan y trabajan han podido aprender y mejorar su capacidad de negociación, así como la calidad de los procesos y productos que se desarrollan en la UAM, y esto impacta en el producto final (frutas y verduras), tan importante en la nutrición de la población. Indicó que se busca identificar procesos de mejora de la calidad del trabajo en la Unidad y en este sentido ya se observan algunos cambios, entre ellos un menor grado de siniestralidad laboral y la incorporación de las mujeres en actividades laborales esenciales de funcionamiento del mercado mayorista.

Garín identificó estos procesos como oportunidades para generar conocimientos y capacidades y para formar a las futuras generaciones en torno a este proyecto. Entiende que el desafío actual de la UAM es elegir entre esas oportunidades, «estamos muy contentos de haber elegido entre ellas, fortalecer la formación, la capacitación, las innovaciones tecnológicas, a través de este acuerdo con la Universidad de la República», sostuvo.

«Las personas ubicadas en el territorio, como un problema central»

En la instancia también estuvieron presentes el director de Apex, Miguel Olivetti, así como integrantes de su Unidad de Comunicación y docentes del Programa.

Olivetti resaltó la posibilidad de trabajo en el territorio en conjunto con la Unidad Agroalimentaria, apuntando a fortalecer los vínculos con la comunidad y los vecinos. En ese sentido entiende que la UAM y Udelar «tienen mucho para pensar en conjunto acerca de la innovación social poniendo siempre a las personas y a sus problemas ubicados en el territorio, como un problema central».

El docente del Apex Pablo Pereira, indicó al Portal de la Udelar que el convenio es un vínculo formal fruto de las reuniones que comenzaron a tener con la UAM desde que se instaló en el territorio oeste. Esta iniciativa partió de uno de los objetivos del Apex que es articular con las instituciones y vecinos del territorio, explicó, y del entendido de que la UAM tiene una gran relevancia derivada del impacto que genera en la zona, en aspectos fundamentales como la salud y los vínculos sociales de las personas así como en sus dinámicas cotidianas. Por esto se decidió trabajar en pro de «generar un espacio que habilitara a través de la Universidad, a vincular los distintos servicios universitarios con sus prácticas curriculares y además pensar nuevos dispositivos para poder accionar en el territorio», añadió.

Destacó que a través de años de actividad, el Apex ha acumulado una gran experiencia en trabajo intersectorial y con los actores sociales y su equipo entiende que es importante observar cómo se inserta la UAM en las redes territoriales con las que ya han estado trabajando. Señaló que el convenio con la UAM abre la posibilidad de trabajar en enseñanza e investigación articuladas con el territorio, lo que tiene un gran potencial ya que incorpora varias líneas posibles de trabajo como la alimentaria y la productiva pero también la vinculada con los temas de salud.

Los comentarios están cerrados.